El Gobierno Regional y Cruz Roja Española generan Alianzas que permitan a las Empresas trabajar por una “Sociedad Libre de Violencia de Género”

Las consejerías de Familia e Igualdad de Oportunidades y de Empleo, Universidades, Empresa y Medio Ambiente han rubricado este viernes un convenio con Cruz Roja, en virtud del cual esta ONG será la intermediaria para que las mujeres derivadas de los Centros de Atención a las Víctimas de Violencia de Género (CAVI) “puedan alejarse de sus maltratadores y trabajar”, para, de esta manera, tener una solvencia económica de la que actualmente no disponen.

Así, se pretende hacer efectiva la integración social y laboral de las mujeres víctimas de violencia de género, a través de la intermediación laboral con las empresas, proporcionando a las candidatas a cubrir las vacantes el apoyo personal y profesional necesario para que puedan desempeñar eficazmente su trabajo, así como la necesaria colaboración en materia de sensibilización y formación contra la violencia de género.

La integración social y laboral de las mujeres que sufren violencia de género es la mejor vía para garantizar su independencia económica y desempeña un papel esencial en el proceso de recuperación pues les permite reiniciar una nueva vida alejada de la situación de maltrato; es labor de las Administraciones Públicas y del Sector Empresarial, conscientes de esta realidad, facilitar su acceso al Empleo.

Desde Cruz Roja nos súmanos a esta iniciativa a través del Proyecto Puentes hacía el Empleo, Itinerarios por la Igualdad, del P.O. de Inclusión Social y Economía Social, financiado por el FSE y el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, cuyo objetivo es promover la igualdad de oportunidades y de trato en el mercado laboral de mujeres muy alejadas del mismo que sufren discriminación múltiple y/o pertenecen a colectivos en riesgo, especialmente responsables de familias monomarentales, víctimas de violencia de género, inmigrantes y/o mayores de 45, con baja o nula cualificación, sin experiencia laboral o escasa o con empleos precarios, o con experiencia y/o formación, pero no cualificadas con los requerimiento actuales.

Estas mujeres tienen puntos de partida desigual que suman a las brechas de género existentes otras brechas respecto al conjunto de la población femenina: menores tasas de actividad y ocupación, mayores tasas de desempleo, mayor segregación, más dificultades para conciliar la vida personal, familiar y laboral, condicionantes de salud, familiares, etc.

Como una forma de reforzar este trabajo, el pasado 23 de marzo tuvo lugar una “Mesa de Diálogo”, que supuso un espacio de trabajo conjunto y de co-creación entre Empresas, Cruz Roja y Administraciones, donde surgieron reflexiones y aportaciones que nos han ayudado a avanzar en la iniciativa abordando las fortalezas y dificultades en relación a la promoción de la inserción laboral de las mujeres víctimas de violencia de género poniendo en valor su talento y competencias.

El presente Convenio firmado tiene por objeto la colaboración entre la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades y la Consejería de Empleo, Universidades, Empresa y Medio Ambiente, y Cruz Roja Española para hacer efectiva la integración social y laboral de las mujeres víctimas de la violencia de género, a través de la intermediación laboral con las empresas, proporcionando a las candidatas a cubrir las vacantes el apoyo personal y profesional necesario para que puedan desempeñar eficazmente su trabajo, así como la necesaria colaboración en materia de sensibilización y formación contra la violencia de género.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *